Punta Arenas -
OPINA, COMENTA Y PARTICIPA CON MAGALLANESDEPORTES EN INSTAGRAM Y FACEBOOK

KAYAKISTA DESCIENDE 20 METROS POR LA CASCADA DEL GLACIAR MÁS ALTO DEL MUNDO

Imprimir página
Imágenes imperdibles para cerrar el año.

-Aniol Serrasolses, kayakista español que se ha declarado un enamorado de Chile, nuevamente impactó a todos con una proeza, esta vez saltando en su kayak el glaciar más alto del mundo, ubicado en Noruega. 


En una aventura nunca antes vista, el atleta Aniol Serrasolses se embarcó junto a su equipo en una desafiante expedición al archipiélago de Svalbard, Noruega, uno de los lugares más remotos del planeta, para llegar a un glaciar de 20 metros de altura, y realizar una aventura que lo llevaría a tomar su kayak, atravesar el bloque de hielo y lanzarse por una cascada. La hazaña que no tenía precedente alguno, no estuvo exenta de peligros e inconvenientes, pero una vez más el atleta Red Bull terminó haciendo historia. 


El acontecimiento comenzó con un viaje marítimo de 36 horas, donde Aniol estuvo acompañado de otros kayakistas de renombre como David Sodomka, Aleix Salvat y Mikel Sarasola, hasta llegar al glaciar donde se sometieron a una caminata de 11 kilómetros, enfrentándose a escaladas traicioneras en paredes de hielo, atravesando arroyos y grietas para sortear los impredecibles ríos de aguas bravas esculpidos en el hielo ártico. “"Estábamos en un entorno en constante cambio, un lugar totalmente impredecible. Sabíamos lo arriesgado que era, pero cuando miras a tu alrededor todo cobra sentido", comentó Serrasolses. 

El descenso, denominado "La Escalera de Felipe", honra la sólida camaradería y el espíritu colectivo del equipo. Este nombre simboliza el apoyo y la unidad esenciales que fueron cruciales para lograr esta notable hazaña. 

Frente al imponente glaciar y luego de su recorrido, el kayakista dijo emocionado “"Es difícil encontrar las palabras para explicar esta sensación. Es como navegar en kayak en otro planeta. Sin duda, es el kayak más singular que he hecho en mi vida". 

Aniol, quien vivió en Futaleufú es un enamorado de Chile y ha conquistado varias locaciones con increíbles aventuras como en el Volcán Villarrica y la Patagonia, siempre en búsqueda de nuevas experiencias en lo que definió “la meca mundial para los amantes del kayak”.